La ferretería la 19 es un emprendimiento que lleva aproximadamente 3 meses en Bucaramanga. Esta propuesta empezó en la ciudad de Bogotá con la sociedad familiar entre Félix Patiño y Nimsy Méndez, quienes hoy llegan a la bella ‘ciudad de los parques’ para brindar un servicio no solo de ferretería, sino también de un acompañamiento total en lo que el cliente requiera.

Y es que al arribar a la capital santandereana hubo un impacto positivo para la creación de la ferretería; el hecho de ser una ciudad más pequeña y con transito más fluido que en la capital, motivó a esta familia emprendedora a tomar la decisión de crear un negocio que cumpliera con todas las expectativas de ayuda, reparos, venta, y sobre todo asesoramiento y acompañamiento a cada uno de los clientes. “Lograr que los clientes se sientan satisfechos y no vender por vender, es nuestra prioridad. Que nos consideren su mano amiga”. Mencionó Félix Patiño, en entrevista con Radio Católica Metropolitana.

Por esa razón, frente a los múltiples servicios que los clientes pueden encontrar en esta ferretería familiar sobresale el de generar un nuevo concepto de venta: no se trata solo de vender una grapa o un tornillo, se busca brindar un servicio completo; se quiere ofrecer todas las oportunidades en cuanto a construcción, reparos eléctricos y de electrodomésticos, así como para baños, casas, obras, cámaras, sistemas hidráulicos, entre muchos otros.

“Muchos clientes llegan a una ferretería buscando una pieza que encuadre. Sin embargo, en varias ocasiones el ferretero simplemente sigue la instrucción y le vende algo a alguien que posiblemente no cuenta con el conocimiento. La idea de nosotros es que por medio de preguntas se pueda asesorar de manera correcta, sugerir dentro de nuestro conocimiento que es lo que en realidad le sirva, así sea que lo que se le venda resulte más económico que lo que se quería comparar en un inicio. En nuestra ferretería el costo no es lo más importante, lo importante es el buen servicio, y generar un concepto de valor”. Aseguró Félix.

Adicionalmente, una de las claves que maneja la ferretería es que se busca la alta capacitación de las personas encargadas de vender y asesorar; en el caso de Félix, quién es tecnólogo industrial, cree que ese es un valor agregado para ofrecer un buen servicio y sobre todo una satisfacción total por parte del cliente.

Deja un comentario